2 de diciembre de 2016

Cuadro en punto de cruz

Hace meses que no toco el último cuadro que estoy haciendo en punto de cruz y me temo que no esto no va a cambiar en breve.
Ahora me gusta dedicarme más a otro tipo de labores, pero hubo un tiempo que solo hacía punto de cruz y acumulé un buen número de trabajos.

Encontré una foto de este cuadro y me di cuenta de que nunca os lo había enseñado.

Podría considerarlo un ufo, porque nunca terminé el esquema original de la india. En él había un círculo rodeando a la mujer hecho de hilo metálico pero no me gustaba y no lo hice. Menos mal, porque por aquel entonces todavía no conocía este tipo de hilo ni lo difícil que es bordar con él...


Mi hermana me lo lleva pidiendo años para enmarcarlo, pero yo nunca le dejo. Tengo que bordar de nuevo la pluma que va colgada de la vara que lleva en la mano porque me quedó fatal pero hasta ahora no me he puesto...

Por si os interesa, el esquema de la india (también contiene versión en masculino) lo saqué de la revista número 54 Cuadernos Las labores de Ana, especial cuadros.

25 de noviembre de 2016

Pokemon amigurumi

Yo también he caído en la fiebre pokemon.

De momento, no me ha dado por salir con el móvil por el mundo cazando estos bichitos, pero sí he visto que cada vez es más fácil encontrar labores que tienen que ver con este tema. Así que fue fácil animarse a tejer uno en el cal mensual de Facebook que se propuso este verano. Aunque lo terminé a tiempo, no he podido publicarlo hasta ahora.

Mi elegido es el único que conozco por el nombre: Picachu. Aunque hay muchos más, de momento este es el único que me ha atraído por su bonito color amarillo.


Me ha salido bastante gordito, (se ve que en mi casa come bien, jeje) y casi me ha llevado una madeja entera de 100 gramos.
Es la primera vez que uso lana de algodón y me ha gustado mucho el resultado.

18 de noviembre de 2016

2 recetas con calabaza

Es época de calabazas, así que me animé a probar estas recetas.
Las dos que he intentado llevan la calabaza cocida en puré. He descubierto que se puede congelar perfectamente en cualquier recipiente y así poder utilizarla cuando una quiera. Es muy práctico!

Lo primero que intenté fue hacer un pan de calabaza.
Aquí os dejo las recetas que seguí, pertenecen a este blog y de esta página.
No me quedó tan bonito como en sus fotos, pero os aseguro que era comestible y además muy rico!


También intenté este pan de calabaza dulce.
La receta original en la que me basé es esta aunque hice unos pequeños cambios para hacerla más a mi gusto.
Al final los ingredientes quedaron así:

  • 1 taza y media de harina
  • 1 taza de azúcar
  • 1 taza de calabaza cocida en puré
  • 2 huevos
  • Un cuarto de taza de mantequilla derretida o aceite
  • Un cuarto de taza de leche
  • 1 sobre de levadura Royal
  • 1 pizca de sal
  • Media cucharadita de canela
  • Nueces y uvas pasas

Precalentar el horno a 180 grados.
Cocinar unos 50 minutos o hasta que esté hecho.


La verdad es que es muy sencillo de hacer y queda buenísmo. La calabaza le da un bonito color al bizcocho y queda muy jugoso.

¿Os apetece un trozo?

11 de noviembre de 2016

Tapete de cuadrados

Durante el verano, me apeteció ponerme a coser cuadraditos.

No sabía muy bien qué hacer con el resultado pero al final se me ocurrió hacer un tapete que protegiese algún mueble o algo parecido. Quedó así:


Tengo un baúl que uso como almacén de mis telitas y al mismo tiempo como mesita auxiliar. Es genial porque, como tiene ruedas, puedo moverlo por toda la habitación y me sirve hasta de asiento si hace falta.
Así que le di un cambio de imagen poniéndole el nuevo tapete para protegerlo de todo lo que acaba encima de él.


Además, me sirvió para practicar a colocar el bies de la forma correcta. Estoy orgullosa de mis esquinas!!
¡Qué diferencia a cómo me quedaba antes!

4 de noviembre de 2016

Otro bolso

Por fin he podido hacerle las fotos al bolso que me faltaba por enseñaros.

Ha sido el más elaborado que he hecho hasta el momento. Le he puesto bolsillos por todas las partes que he podido y además he usado como detalle decorativo por primera vez vivo al bies.


Tiene un cierre de imán. Aquí veis el primer bolsillo que le puse, adornado también con el vivo. Los enganches de la correa también tienen. De hecho, se lo puse a todo lo que pude hasta que se acabó, je je.


En el interior, además del hueco central, tiene el típico bolsillo para el móvil y uno interior con cremallera.


Por la parte de atrás, el último bolsillo.
Este es el que aproveché para hacer las fotos para el tutorial sobre cómo poner la cremallera que publiqué hace unas semanas.


De momento no he hecho más. Pero, ¿quién sabe? Nunca se tienen suficientes bolsos, ¿no?

28 de octubre de 2016

Osito amigurumi

Me apetecía hacer un oso con la forma de oso de peluche clásico pero como amigurumi.

La verdad es que parecía fácil pero no encontraba un patrón que me acabase de gustar. Así que al final cogí ideas de varios patrones diferentes, las combiné un poco a su suerte y aquí os enseño como quedó mi osito:


Quise aprovechar lana que ya tenía en casa y, al principio, pensaba que el color marrón de la madeja era demasiado oscuro, pero al final, mezclado con el resto de los detalles, no ha quedado mal.

21 de octubre de 2016

Tarta de queso light

Encontrar esta tarta de queso ha sido una de mis últimas alegrías.
Me gusta mucho comer (por si no lo habíais notado) pero juntar este vicio con mi vida sedentaria se traduce normalmente en kilos que cada día pesan más.
Intento compensar portándome bien pero a veces... a veces una quiere dulce!!

Esta tarta cumple estos requisitos pero, al mismo tiempo, es bastante más ligera que otras de su mismo estilo. A mi me encanta cómo queda y además es muy fácil de hacer! 

Os dejo la receta.


Ingredientes:
  • 400-500 gramos de queso fresco (yo uso una tarrina de 500 gr de queso batido desnatado)
  • 2 yogures (queda genial si son de sabor limón o vainilla)
  • 4 huevos
  • 2 medidas de yogur de azúcar o 250 gramos
  • 2 medidas de yogur de harina o 150 gramos
  • 1 medida de yogur de leche desnatada
  • 1 pizca de sal
Batir todo con la batidora para mezclar. 
Precalentar el horno a 180 grados
Cocinar entre 45 y 60 minutos hasta que esté hecho.

14 de octubre de 2016

Tutorial: cómo poner una cremallera insertada en el cuerpo de un bolso

Me gustan los bolsos con muchos compartimentos y si tienen cremallera mucho mejor porque son más seguros.
Sin embargo todavía estoy muy verde con la cremalleras y ponerla además insertada en el cuerpo del bolso... se me hace complicado. Sobre todo porque tiene que quedar centrada y derecha si quieres que quede bien.
Así, como la técnica habitual no va bien conmigo, al final lo hice de esta otra forma y, a mí me va mejor.
Os dejo un enlace a un tutorial que explica cómo hacerlo de la otra forma aquí

Os explico cómo lo hago yo:

Necesitamos el trozo de tela donde quieres que vaya la cremallera.
Es necesario cortarlo unos 3 4 cm más grande (en la parte de arriba) porque luego va a menguar con los márgenes de costura.
También necesitamos una cremallera del tamaño que quieras que sea el bolsillo interior.


El segundo paso, es coser a ambos bordes de la cremallera un trozo de tela tal como se puede ver en la foto.
Puede ser igual a la tela exterior si queréis que quede disimulado o diferente para que contraste.


Es importante que, en el resultado final, la medida de la cremallera junto con los añadidos laterales sean, como mínimo del tamaño de la tela exterior para que luego, al coser por el borde, quede todo bien sujeto.


Después, cortamos la tela exterior a la altura donde queremos que vaya el bolsillo (hay que tener en cuenta el margen de costura que le vamos a dar)
De esta forma, nos quedarán dos trozos: uno grande y uno pequeño.


Ahora vamos a cortar el forro del bolsillo. Necesitamos dos trozos. Uno igual a la parte grande de la tela exterior y otro unos 2/3 centímetros más alto en la parte de arriba.


Empezamos a prepararnos para coser la cremallera.


Lo ponemos así:

  • El trozo grande de tela exterior con el derecho hacia arriba.
  • Cremallera con derecho hacia abajo
  • Forro con derecho hacia abajo.

Una vez que lo tengamos como en la foto, sujetamos con alfileres y cosemos lo más pegado posible a los dientes de la cremallera a todo lo largo.

Ahora hacemos lo mismo con el trozo pequeño de tela exterior que nos quedaba.


Tela exterior con derecho hacia arriba
Cremallera con el derecho hacia abajo (en otro lado tendrá cosido lo que hemos hecho antes)
Aquí no ponemos el forro todavía.
Cosemos.

Para terminar, colocamos bien las telas y planchamos.
Hacemos una costura justo al borde de la cremallera que nos va a servir para asentar las telas y que quede más bonito .
Antes de hacer esta costura en el trozo pequeño de tela exterior, debemos colocar la otra parte del forro (aquella que tenía 2-3 cm más) y que quede bien alineada con las demás telas en la parte de abajo.


Así, con esta costura uniremos este trozo de forro que nos faltaba.


La cremallera ya está colocada. 
Faltaría cerrar los bordes en redondo con otra costura pero, en mi caso, lo hice al mismo tiempo que cosía la otra parte del bolso. 
Espero haberme explicado bien y que os sea útil. 
En cuanto termine de hacer las fotos y tenga un momento, os enseño como quedó el bolso completo. 

7 de octubre de 2016

Funda para gafas

Este verano me compré unas gafas de sol, pero venían sin funda así que fue una necesidad inmediata hacer una para proteger las gafas nuevas!!

Tenía una tela de globos que llevaba un tiempo deseando estrenar. También tenía unos cuantos retales muy pequeños que pude al fin reutilizar haciendo unos hexágonos como decoración.


Guata por el medio para darle cuerpo a la funda y un poco de velcro para el cierre y funda lista!!


La verdad es que me gustó mucho el resultado. Aquí podéis ver la tela que usé de forro y una etiqueta que le cosí dentro para dejar constancia de que esta funda la hice yo con mis manitas, je, je.


30 de septiembre de 2016

Bolso de verano

Cuando se iba acercando el verano, se me ocurrió la idea de hacerme un bolso para esas fechas: pequeño, ligerito, y, lo que más ilusión me hacía, hecho por mí.

Como os comenté en esta entrada, la cosa no fue muy bien precisamente a la primera, ni a la segunda..., pero he de reconocer que le lo pasé muy bien en el proceso de ir cosiendo los bolsos.

Este es el modelo que más se acerca a lo que tenía en mente:


Lo hice aprovechando unos trozos de tela vaquera de un pantalón viejo con una tela de flores para el interior. Aproveché para probar un cierre de imán que me había comprado hacía poco. Y hasta le puse una cremallera!!


Como siempre, le encuentro mil defectos pero cumple los requisitos que tenía en mente.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...